Compartir

 

El estallido de un neumático mandó a una familia completa al hospital cuando visitaban el noreste del estado de Yucatán.

Avanzaban en un automóvil rentado sobre la carretera Tizimín-Río Lagartos, donde una de las llantas traseras reventó e hizo que el conductor perdiera el control del volante.

El señor Gabriel H. Velarde M. alquiló un vehículo blanco, con placas YYK-098-D, a una rentadora de autos de Yucatán para poder conocer el estado con su familia.

Se trasladaban con rumbo a Río Lagartos pero un neumático estalló a la altura del kilómetro 77, descontrolando la unidad y sacándolos del camino.

En el automóvil iban por lo menos seis personas y cinco acabaron con golpes y lesiones de todo tipo, por lo que tuvieron que ser trasladadas al hospital General San Carlos de Tizimín, en las ambulancias YUC-054 y Y-21.

Los heridos fueron identificados como Cristina G. Velarde, de 25 años de edad, la menor M. V. V, de 15 años, el pequeño E. G. F. V, de 2 años, el joven L. P. G, de 17 años, e I. A. V. V.

La Policía Municipal y la Secretaría de Seguridad Pública ayudaron a coordinar los trabajos pero el caso quedó a cargo de la Guardia Nacional.